Videos

27 jun. 2017

¿Familias conectadas o enredadas?



 
Para los niños, niñas y adolescentes, las TICs son el modo “nativo” de comunicación entre ellos y de interacción con el mundo, por eso se los llama nativos digitales.

En octubre de 2010, UNICEF realizó una investigación sobre el uso de las redes sociales entre los adolescentes, que mostró que estas –sobre todo Facebook– son las herramientas de comunicación más utilizadas por la amplitud de posibilidades de que brindan los muros, el chat, los videos, las fotos y las aplicaciones de juegos, preguntas o encuestas.

Como padres y madres, estas nuevas formas de comunicación plantean una serie de desafíos a la hora de garantizar los derechos de los jóvenes y de protegerlos de los riesgos que existen en el ciberespacio.
Es por esta razón que el internet y el uso de redes sociales no solo que es un lenguaje informático y multimedia; sino que este abarca a una universo y convivencia virtual, y es de suma importancia que los adultos responsables encargados de la formación y educación de niños, niñas y jóvenes tengan plena conciencia de la constante exposición directa e indirecta a la que están inmerso sus hijos y educandos.

Tanto Internet como las redes sociales pueden ser una maravillosa herramienta para la realización de los derechos de los jóvenes. Como padres es una oportunidad y un desafío acompañarlos en este camino de aprendizaje.
Conversar con ellos sobre el uso responsable de la web es el punto de partida para eso.

Como padres es imprescindible analizar con sus hijos sobre todo en edades tempranas ¿Qué tan importante es una red social?, así como la intensidad y frecuencia en su uso. Analizar desde la pertinencia y la coherencia siguiendo incluso las políticas de uso para aperturar una cuenta o red social es necesario para que niños y jóvenes tomen conciencia que dejaran de lado su PRIVACIDAD y serán PERSONAS o “USUARIOS PÚBLICOS” donde no solo gozarán de las ventajas y las bondades informáticas y tecnológicas, pero también estarán expuestos a riesgos y peligros sea de manera directa o indirecta.

Los riesgos más comunes a los que están expuestos los niños y jóvenes en las redes sociales indistintas a las supervisiones que puedan o no tener de sus padres o las políticas de privacidad que sirvan de seguridad para salvaguardar su integridad virtual, son los “AMIGOS VIRTUALES O CONTACTOS”. Si bien son ciertas las herramientas tecnológicas posibilitaron establecer nuevos vínculos con muchísimas personas, estén cerca o en distintas partes del mundo. Estos nuevos contactos no requieren un conocimiento previo cara a cara, y pueden surgir como vínculos netamente virtuales, a través de un amigo en común, de un chat, o de ver una foto en un perfil y solicitar la incorporación como contacto, entre otras formas.

Es bueno que niños, niñas y adolescentes comprendan la diferencia entre “amigos” y “contactos”. Un contacto no necesariamente tiene mucha información sobre nosotros. Un amigo, en cambio, suele saber dónde vivimos, conoce a nuestra familia, comparte nuestra vida. Un contacto se entera cuándo es nuestro cumpleaños y puede dejarnos un saludo afectuoso en el muro de Facebook, pero no está invitado a compartir nuestra fiesta. Hacer un contacto sólo requiere un click.
Hacernos amigo o amiga de alguien es un recorrido en el cual vamos conociéndonos e intercambiando información sobre nuestras vidas.
Es por esta razón que la tarea de padres de familia y educadores fomenten todo el tiempo la importancia de la relación social personal entre sus padres  y que esta no puede ser reemplazada con la comunicación virtual, así como fomentar a diferenciar entre un contacto virtual y un amigo real; de ahí como padres la necesidad de conocer y supervisar a los “amigos en línea” de nuestros hijos y su lista de contactos, como tratamos de conocer a sus amigos del mundo real.

Otros riesgos comunes a los que están expuestos nuestros niños, niñas y jóvenes ya sea como víctimas o como partícipes. Algunos de estos riesgos se relacionan con situaciones:
_Comerciales: que reciban spam, que sus movimientos en la web sean seguidos, o que se capture su información personal, o que naveguen sitios de apuestas. A su vez, podrían hackear sitios o usuarios, descargar material ilegal, etcétera.
 _Violentas: que reciban o encuentren (o que produzcan o difundan) contenidos violentos, que sean acosados, agredidos o abusados (o que acosen o agredan a otros). _Sexuales: que reciban o encuentren contenidos pornográficos, que se encuentren personalmente con extraños que conocieron en la web. También podrían producir o subir material pornográfico a la red.
_Éticas: que reciban o encuentren (o que produzcan o difundan) contenidos racistas o que fomenten la anorexia, entre otros.

Hay que estar atentos a lo que chicos y chicas hacen en Internet. Es importante escucharlos y acompañarlos en esta etapa de descubrimiento. A medida que los chicos y las chicas crecen es necesario que aprendan a utilizar Internet de forma segura y responsable cuando están solos. Por eso, es fundamental que les enseñemos a:

_No intercambiar información personal, contraseñas o datos de la familia con desconocidos, ni subirlos o publicarlos en sitios públicos.
_Comprender en qué consiste la privacidad. Explicarles la importancia de proteger sus datos personales, con ejemplos de la vida cotidiana para que entiendan que esa información puede ser utilizada en su contra.
 _Respetar la privacidad de amigos, conocidos y familiares, no identificando a las personas que aparecen en sus fotos o videos sin su autorización; y a hacerse respetar cuando se sientan incómodos por alguna referencia a ellos en algún sitio, solicitando su eliminación.
_Actuar responsablemente cuando se encuentren con contenidos inconvenientes. _no revelar ni compartir sus contraseñas. Y no elegir la opción “recordar la contraseña” cuando se utilizan computadoras públicas.
No olvidemos el internet y las redes sociales son un universo de diversión, información, exposición, riesgo, peligro y precaución, un solo click puede marcar la diferencia.

Elaborado Por:
Psic. Vanessa Huayamave Contreras
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por su comentario.